Valencia instala contenedores inteligentes

El Ayuntamiento de Valencia instalará sensores inteligentes en 124 contenedores de envases y 138 de vidrio repartidos entre los Pueblos del Norte y del Sur de la capital del Turia, a través del proyecto denominado ‘Impuls VLCi‘, que pretende recopilar datos en tiempo real sobre el llenado de los contenedores, así como su temperatura interior o la existencia de movimientos bruscos en estos envases de basura. En este sentido, Valencia instala contenedores inteligentes con los que llevará un control más riguroso sobre sus residuos.

Estos sensores se instalarán en los contenedores que requieren de itinerarios de recogida más largos y unos períodos de llenado más variables. Cada dispositivo funcionará con una batería y se instalará sujeto a la parte superior de los contenedores para calcular la distancia respecto a los desechos. Este proyecto contará con una aportación económica que ronda los 83.000 euros.

De esta forma, Valencia instala contenedores inteligentes mediante sensores que también dispondrán de sondas especiales para controlar las temperaturas y los golpes. Desde el departamento de Medio Ambiente de Valencia han señalado que esta medida no se aplicará a los contenedores de papel y cartón porque pueden llenarse con cajas y dar falsas lecturas de llenado por lo que precisarán de las actuaciones de los operarios.

Por otra parte, la concejala de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Valencia, Pilar Soriano, ha presentado la valoración de la fase 2 de la implementación de la materia orgánica en Valencia. En concreto, la implantación escalonada de la implementación de contenedores de materia orgánica se puso en marcha el pasado 5 de noviembre hasta el 17 de diciembre y llegó al 51% de la población valenciana a finales de año, registrando una recogida aproximada de 3.416 toneladas de residuos de materia orgánica.

Valencia instala contenedores inteligentes.
Contenedor de basura inteligente.

El Ayuntamiento de Valencia instala contenedores inteligentes en sus barrios

Esta medida ha tenido una gran acogida por parte de la ciudadanía y durante este año continuarán con la fase 2, y la ampliarán para llegar a toda la capital valenciana. Soriano ha asegurado que como mínimo para 2019 se espera una recogida que oscila entre 12.000 y 14.000 toneladas de materia orgánica, superando las 273 toneladas de 2016 y las 2.188 toneladas de residuos registradas en 2017.

Por otro lado, el consistorio valenciano ha iniciado una campaña de concienciación ciudadana, con el reparto de 52.682 cubos de basura específicos para la recogida doméstica y han realizado charlas informativas para resolver las dudas de los ciudadanos y analizar qué tipos de residuos se recogen y hacer balance de la recogida.

Además, se van a implementar 14 unidades de compostadoras en los colegios para fomentar dicha educación y que puedan producir su propio compost para sus huertos.

Por último, ha finalizado la campaña en los PAI (Programas de Actuación Integrada) de algunos distritos de Valencia donde se han recogido 3 toneladas de materia orgánica en estas zonas donde se han instalado contenedores de recogida selectiva en los almacenes de los edificios con el objeto de conseguir zonas sin contenedores de basura en la calle.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies